Posts Tagged ‘underground’

TOM STONE.EL FOTÓGRAFO DE LOS MISERABLES.

“Los grandes peligros están dentro de nosotros. Qué importa lo que amenaza nuestra cabeza o nuestro bolsillo. No pensemos más que en lo que amenaza nuestra alma.” lOS MISERABLES. VICTOR HUGO.

… continue reading this entry.

Anuncios

LUZ ROJA.

SEXO!,  de eterno apego al cuerpo candente. Vivo inmerso dedicado a ello, a tenerte, a besarte, a aniquilarte para con mi anhelo.

Es horrible, perecer por soñar despierto, primitivo de mi banal condición y humano apego. Hombre subyugado al placer inmediato, diezmado por imágenes, por tactos, por olfatos malévolos, vendedores  del carente de raciocinio nimio, fútil, de color esperpento…pero que se convierte en fuente, agua de vida, para continuar existiendo, sangre para seguir muriendo…

Al principio la angustia del no probarlo, después la desidia del no tenerlo por más tiempo…

Y a cada segundo, tiempo mortecino, dolor en incremento por no perderlo…cual el sino del sexuado ingenuo que es captado por las redes del veneno que flota en el aire, en la mar, en la sangre que recorre su esclavo cuerpo.

Odiosos!, insultantes! Que vírgenes nos marcáis, e incapacitados  nos despertáis para en esta corta muerte subsistir ingiriendo temores y alabando denigrantes caricias, que tan sólo alimentan la condena del vivir presos de una continua lucha para con nuestros pesados cuerpos…mentes aplastadas bajo el manto del deseo, cruel invasión de la identidad perdida, cadena de acero que arrastra un alma ausente, estúpida por quererte, débil por entregarse, mísera por pertenecerte…

 

Vago pues, errante entre sueños que no recuerdo, enajenado de vida útil y embriagado del arte en cada minúsculo detalle…ausente de todo, tedioso en mí, iluso del cielo…

Dichosos los helados sin amor, pues no serán cegados por la luz de la inconsciencia, ni vetados por el perfume de la inoperancia.

Luz roja que ya por siempre ha pintado mis noches del verso que llora sangre.

Luz roja que embelese mis sueños en frágiles sedas impregnadas de miedo.

Luz roja que controla mi nave cada ocaso para perderla en nuevos mares sin tiempo.

Oh, luz roja! Ya no veo más que encarnadas siluetas intangibles, que se retuercen bajo las sombras, asomando pecaminosos secretos, en dinámicos, malévolos, oh, crueles! juegos de entrega y sufrimiento…

underground

Latir de un mundo que ya no me pertenece, del que anhelo tierra. Dolor, de pasión,  de dicha en desventura, de amargo viento y lúgubre espera.. Es la historia del nacer muriendo, se repite, una y otra vez…

 Carnavales, de carne en desafío, encuentros sin fortuna de amarre. Descontrol de la máquina recalentada en pisos húmedos y resbaladizos, de sanitas carente y anonimato asegurado. Claves del vivir sin razón, escenarios de cerámica enmohecida por el uso bajo, grotesco y desgarrador. Es la historia de una noche, de una abeja en su colmena encasillada, donde es reina y servida, querida y manoseada. Límites en el aroma frenético del vicio impuesto, olimpiante, aplastante, a lo que todo lleno, vacio…es subyugado al instante.

 La poesía del mecerse en la música de los condenados por su dicha, por encontrarse en la sombra, parasitando cementerios de alcobas rotas.

 Una de papel para contar en cenizas esparcidas al azar por el ángel del despropósito. Suele haber encanto en el apogeo, en la cima de los deseos. Mas sin darse cuenta, el in grave cae preso de la dependencia del corto andar, del andar mecido por el sueño, de volar descalzo entre paraísos quemados por el desgate. De aquí, dónde lo real?. Qué de cuánto queda en solo magia barata, cómo ver entre líneas que se difuminan entre nieblas de nicotina..

 Se madura la piel, la espontaneidad del futuro beso. Y el corto diálogo del deseo individual, egoísta y energético.

 De la vida en las profundidades para alzarse con los tiempos diurnos del hipócrita sistema de culto y formación voraz. De la fuente del desarrollo puro del intelecto, que se “ atrofia” en arte no contaminado. Para mancillar el buen nombre de la virtud del consenso, acatada, opresora del libre pensamiento. De la reserva de los bajos mundos del arte a la mundanal urbe del exterminio del deseo.

  

 

  Por hacer crecer la fuente del pensamiento que desentona…es necesario pues este infierno…

Por reunir primitivos y crear nuevas sombras es necesario pues este infierno…

Por ensuciar las mentes mecanizadas y sin verbo propio, es necesario pues este infierno..

Para recordarnos en orígenes, y conocernos en necesidades, es necesario pues este infierno…

 

 

Una máscara tras la que ocultar el dogma. Por la que revelarse y desinhibirse en euforia, pasión y desmedida. Tan cobardes, tan ridículos, tan simples, tan contentos…

 Una máscara que finge, por otra que esconde. Un papel estudiado y apropiado, por otro menos sopesado, menos elegante, menos adecuado, pero mucho, mucho más cómodo..

underground

 

underground? …bajo tierra? …oculto?…que hay al otro lado?…o es más bien, dentro de nosotros?

… continue reading this entry.